Construccion social


   

Tecnología necesaria; campo especifico interés construcción social.

Se define como tecnología necesaria, como aquella tecnología que estudia las necesidades humanas, las cuales producen alteraciones en el mundo material. Toda tecnología, al igual que la vida humana, implica la cooperación regular y habitual de los miembros de un grupo humano, de una sociedad. Por la exactitud de la orientación adoptada, tecnología en el contexto de vivienda de interés social. En donde la tecnología incluye procesos, equipos, y personas. Este marco se ajusta a lo adaptado para este trabajo, rebasando ampliamente otros enfoques más precisos como el de conjunto de conocimientos que, en un momento histórico dado, es utilizado para la transformación de los materiales en la producción de las edificaciones. Existe por otra parte, una tendencia muy difundida a identificar el concepto de tecnología con el uso de maquinarias, llegándose a entender corrientemente que una determinada solución es más técnica en la medida en que se utiliza la maquinaria. El uso del computador se ha convertido, en los países en desarrollo, en un símbolo de prestigio y de modernidad, lo que ha contribuido notablemente a que el termino tecnológico ( estrictamente hablando, conocimiento de las técnicas ) se identifique con la producción de artefactos hardware, en este caso con la construcción de viviendas, instalación de redes inversión en grandes obras publicas.

La organización software necesaria para la producción y distribución del producto material de las tecnologías no se le considera como parte integrante de cualquier tecnología. Sin embargo, la organización asume características especificas dentro de cada técnica productiva y frecuentemente es inseparable de su aplicación. Más aun, en determinadas condiciones, la organización puede ser más importante que a misma producción de artefactos: En algunos casos como, como por ejemplo, el abastecimiento de agua potable, campañas de reducción de consumo, pueden ser más adecuadas, y ciertamente menos costosas, que la aplicación de instalaciones de redes. Lo mencionado anteriormente, indica que la indecisión tecnológica no puede quedar, en cuanto a bienes y servicios habitacionales se refiere, exclusivamente en manos de los intereses privados.

El sector publico ( estado ) puede ofrecer condiciones necesarias para el desarrollo de tecnologías habitacionales apropiadas, pero es indispensable que la comunidad participe también en las condiciones necesarias para el desarrollo de tecnologías habitacionales apropiadas, pero es indispensable también en las decisiones y que intervenga activamente en los procesos de producción y distribución de bienes y servicios habitacionales. La primera condición para lograr para lograr la intervención de sector público y de la comunidad en la definición, es el reconocimiento de que la tecnología no es una constante, sino una variable, y una variable política que debe ser utilizada como instrumento de estrategias de asentamientos humanos. El logro de una mayor racionalidad global es meta común de toda transformación de una práctica social de índole tecnológica. Uno de los retos de un trabajo con la amplitud de realidades socioeconómica como el presente, esta en delimitar los sentidos socio territorial y temporal de su aplicación teniendo bien presente que las técnicas erráticas e irracionales a cualquier nivel nunca llegan a consolidarse, aplicarse y difundirse. Esto es cierto y se procurara tenerlo presente ( entendido en un sentido amplio ) tiende a identificar el medio genérico con la parcela especifica en la que actúa; la demanda social con su cliente personal y concreto, y la tecnología con el conjunto de medios instrumentales que el domina y aplica.




Deja un comentario