Como eliminar la pintura vieja de las paredes


   


Eliminar la pintura vieja en las paredes.

El propósito de esta guía es poder informarles y aconsejarles sobre las mejores técnicas para eliminar la pintura vieja en paredes de modo que, la renovación de la decoración de los ambientes interiores de su casa sea mucho más fácil y menos tediosa.

Básicamente tenemos dos formas de poder eliminar la pintura vieja en las paredes: con aire caliente o con químicos con acción removedora. ¿Cuál es la mejor técnica para nuestro caso? Eso depende del material con el que estén construidas las paredes por eso, después de explicar estas dos técnicas, les aconsejaremos cual es más adecuada en cada caso.

Químicos removedores.

Los químicos removedores se consiguen fácilmente en cualquier pinturería de tu ciudad y podrás compararlos por precios bastantes asequibles. Estos removedores están compuestos por sustancias químicas que actúan disolviendo la pintura de las paredes de modo que, después de algunos minutos, tendremos toda la pintura floja lista para retirar.

Para este último paso nos ayudaremos con una espátula. No se necesita de fuerza, ya que la pintura esta suelta, solo de tiempo para quitarla completamente.  El único inconveniente de los químicos es que tienen un olor muy fuerte que pueden llegar a causar mareos, vómitos.

Si acabas de pintar tu casa y quieres que desaparezca ese olor tan característico que tanto marea, coloca en cada habitación un recipiente con agua y una cebolla dentro. Podrás comprobar así como la cebolla absorbe y neutraliza todos los olores y dolores de cabeza. Lo más recomendable es que estos se empleen en espacios abiertos y aireados por lo que debes abrir las ventanas, las puertas y hasta utilizar un ventilador para cambiar el ambiente. Además, esto nos ayudara a evitar incendios ya que estos productos también son inflamables en alto grado.

Para evitar que estos químicos afecten la piel y los ojos, debe utilizar gafas y guantes. Al terminar puede quitar el olor de la habitación colocando varios recipientes con agua y cebollas cortadas al medio, estas se absorberán todos los malos aromas.

Aire caliente.

Esta técnica actúa creando burbujas por debajo de la pintura para que exploten y la pintura se saltee para que podamos retirarla más sencillamente con una espátula. Para esto necesitaremos de una pistola de calor eléctrica. Antiguamente se utilizaba una antorcha de fuego para dar calor a la pared, pero luego por razones de seguridad se dejo de lado esta técnica ya que podrían producirse incendios y además, las pistolas de calor son mucho más efectivas.

Además, también necesitamos de unas gafas protectoras para evitar que la pintura salteada pueda dañar a los ojos y así también, de una espátula o rasqueta para poder retirar los restos de pinturas que queden en la pared.  Utilizar la pistola de aire caliente eléctrica es fácil, solo tienes que mantener dando calor en una zona de la pared hasta que las burbujas comiencen a formarse y a explotar. Luego, con la rasqueta, terminas de eliminarla.

¿Qué técnica elegir?

La pistola de aire caliente es recomendable utilizarla sobre paredes de madera o cemento ya que están preparadas para soportar calor sin dañarse, como así también luego resistirán al rasqueteo sin dañarse demasiado.  Los químicos removedores son más utilizados para paredes de yeso, aunque para volver a pintar luego hay que esperar que estos se sequen por completo.
También se pueden aplicar en maderas y coberturas de metales.




2 Comentarios

  1. juan martinez says:

    la casa de mi papa es de cemento una muy vieja y quiero pintarla pero tiene mucha pintura vieja.quiero saber donde consigo la pistola de aire caliente y cuanto es el costo,ademas puedo utilizarla en toda la casa. Gracias

  2. dario says:

    excelente opciones.las voy a tener en cuenta

Deja un comentario