Ataques por acidos al hormigon



Ataques por ácidos al hormigón. 

En general, el cemento pórtland no tiene una buena resistencia a los ácidos; no obstante, puede tolerar algunos ácidos débiles, particularmente si la exposición es ocasional.

Los productos de la combustión de numerosos combustibles contienen gases sulfurosos que se combinan con la humedad para formar ácido sulfúrico. Además, es posible que se acumulen aguas residuales en condiciones tales que provoquen la formación de ácidos.

El agua de drenaje de ciertas minas y ciertas aguas industriales pueden contener o formar ácidos que atacan al hormigón.

Las turbas, los suelos arcillosos y los esquistos aluminosos pueden contener sulfuro de hierro (pirita) que, al oxidarse, genera ácido sulfúrico. Mediante reacciones adicionales pueden producir sales de sulfato, las cuales generan ataques por sulfatos (Hagerman y Rozar 1955; Lossing 1966; Bastiensen, Mourn y Rosenquist 1957; Mourn y Rosenquist 1959).

En ocasiones los arroyos de montaña son levemente ácidos debido a la presencia de dióxido de carbono libre en disolución. Generalmente, si el hormigón es de buena calidad y tiene una baja absorción, estas aguas sólo atacan su superficie.


Algunas aguas minerales que contienen grandes cantidades ya sea de dióxido de carbono y/o sulfuro de hidrógeno en disolución pueden dañar severamente cualquier hormigón (RILEM 1962; Thornton 1978). En el caso del sulfuro de hidrógeno, las bacterias que convierten este compuesto en ácido sulfúrico pueden tener un papel importante (RILEm 1962).

Los ácidos orgánicos que se originan en los silos utilizados para almacenar productos agrícolas o en instalaciones de industrias manufactureras o procesadoras tales como las cervecerías, lecherías, plantas de enlatado y molinos de pulpa de madera, pueden provocar daños superficiales.

Esto puede representar una preocupación particularmente importante en el caso de las losas de piso, aún cuando la integridad estructural no resulte afectada.

El deterioro que los ácidos provocan en el hormigón es fundamentalmente el resultado de una reacción entre estos compuestos químicos y el hidróxido de calcio del cemento pórtland hidratado. (Cuando se utilizan calizas o agregados dolomíticos, éstos también están sujetos al ataque por ácidos.)

Complementos sobre el hormigón.

En la mayoría de los casos, la reacción química da por resultado la formación de compuestos de calcio solubles en agua que posteriormente son lixiviados por las soluciones acuosas (Biczok 1972). Los ácidos oxálico y fosfórico son excepciones, ya que las sales de calcio resultantes son insolubles en agua y no pueden ser fácilmente eliminadas de las superficies de hormigón.

En el caso del ataque por ácido sulfúrico, el deterioro producido es mayor o acelerado, ya que el sulfato de calcio formado afectará al hormigón mediante el mecanismo de ataque por sulfatos descrito en la Sección 2.2.2.

Si a través de las fisuras o poros del hormigón pueden ingresar ácidos, cloruros u otras soluciones salinas agresivas, es posible que las armaduras de acero sufran corrosión (Capítulo 4), la cual a su vez provocará fisuración y descantillado del hormigón.

Un hormigón denso con una baja relación w/c proporciona algún grado de protección contra el ataque por ácidos. Ciertos materiales puzolánicos, y los vapores de sílice en particular, aumentan la resistencia del hormigón a los ácidos (Sellevold y Nilson 1987). Sin embargo, en todos los casos el tiempo de exposición a los ácidos se debería minimizar tanto como sea posible y se debería evitar la inmersión.

Independientemente de su composición, ningún hormigón de cemento hidráulico puede soportar durante mucho tiempo un agua fuertemente ácida (pH menor o igual que 3).

En estos casos se debería utilizar un sistema de barrera protectora o tratamiento adecuado. ACI 515.1R contiene recomendaciones sobre barreras protectoras para proteger al hormigón contra diferentes compuestos químicos. El Capítulo 7 discute los principios generales que involucra el uso de estos sistemas.

Para citar este articulo en formato APA: Revista ARQHYS. 2012, 12. Ataques por acidos al hormigon. Equipo de colaboradores y profesionales de la revista ARQHYS.com. Obtenido , de http://www.arqhys.com/construccion/ataques-acidos-hormigon.html.