El laqueado


   


El laqueado.

El laqueado, es el nombre del proceso de acabado de objetos en que los mismos son recubiertos con laca, que es un barniz natural extraído de la savia de algunos árboles resinosos. Por medio de la laca, se endurecen las superficies y son decorados muchos objetos.

Este proceso se originó en Asia en la antigüedad, y al paso del tiempo continuó extendiéndose al Occidente, pasando por Rusia. En la actualidad se reconocen como los laqueados más importantes, los japoneses, debido a su calidad. En Japón, el laqueado es utilizado para una gran variedad de objetos, como son las mesas, vasijas, cajas, entre otros, con el objetivo de que los artículos resulten con un perfecto acabado reluciente. Anteriormente se recubría el objeto de laca, poniendo sobre la primera capa un trozo de lino, sobre el cual a la vez eran aplicadas distintas capas de laca.

Al secar todas las capas, eran pulidas las superficies del laqueado, para obtener el acabado lustrado. En los últimos años del período Heian, comprendido entre los años 790-1185, surgieron nuevas técnicas de laqueado, entre ellas una trataba de esparcir partículas de oro o plata en la superficie laqueada, cuando esta todavía se encontraba húmeda.  En el siglo XVII, el comercio de los objetos de porcelana y laqueado, entre Japón y Europa, aumento considerablemente. Entre las piezas se destacan los arcones y otras obras de arte laqueadas, o cuya decoración se realizó con madreperla o marfil. En este periodo fueron muy populares también las cajas de escrituras laqueadas y decoradas con oro y madreperla, así como la bento, que era una caja laqueada, utilizada para el transporte de la comida en Japón.

En Japón se ha cambiado la forma de laqueado con la marcha del tiempo, ya que anteriormente se fabricaban objetos en madera, y en la actualidad son fabricados por moldeado.  En Rusia a diferencia de Japón, se realizaba e laqueado aplicando una complicada técnica de papel maché, en la que los objetos eran cubiertos exteriormente con varias capas de laca negra, aplicando una capa luego de un día de haber aplicado la anterior. El mismo proceso se aplicaba al interior, pero con laca roja y finalmente se aplicaban varias capas de laca transparente a la pieza completa.  .


Publicaciones relacionadas:


Deja un comentario

*