Relacion entre arquitectuta y escultura


   


Relación entre arquitectura y escultura. 

Si bien es cierto de que para los últimos tiempos, o mejor dicho para finales del siglo XX se ha incrementado una estrecha relación entre la arquitectura y escultura, también es cierto, que la articulación entre estas disciplinas, viene en relación a los objetivos que ambas ofrecen. Especialmente el Fundamento que tiene la escultura en la arquitectura.

Como todos sabemos, la intención alguna que puede tener la arquitectura principalmente, es la de agradar estéticamente, no obstante, Me voy a remontar al tiempo de Vitruvio, en donde menciona las principales características funcionales con las que considera el que debe Referirse a la arquitectura, mencionó : La Belleza (Venustas), la Firmeza (Firmitas) y la Utilidad (Utilita). Dos de estas características, se ven inmensamente relacionadas con el concepto de esculpir, y es que cada escultor en su mente, en sus ideas, en lo que plasma, Trata de provocar placer estético, trata de darle función, objetivo, concepto, forma, a una idea que será admirada, utilizada y valorada.

Ahora vamos a reflexionar en lo siguiente: En el interior de cada uno de nosotros como arquitectos, existe esa necesidad de dar armonía, de crear esa sensación de admiración, la cual no es sólo capricho, la cual va ligada a una función, la cual va ligada a nuestra obra de arte, la cual perdurará, y cumplirá con su cometido estructural y estéticamente hablando. Es por ello que en la actualidad, no hay arquitectura sin escultura, No hay estética sin maniobrar, No hay una proyección adecuada sin antes haber pensado en una forma orgánica o inorgánica, colocada en un lugar en donde todos sus usuarios se sientan conformes. Por otro lado, teniendo una visión de lo que esta pasando actualmente, podría asegurar que El arquitecto Santiago Calatrava seria , uno de los exponentes más imponentes de lo que podríamos llamar, Relación entre Arquitectura y Escultura, y como contradecirlo, si podemos apreciarlo en cada detalle de sus estructuras.

Y qué me pueden decir de Zaha Hadid, no cabe la menor duda que con sus deslumbrantes esculturas arquitectónicas ha llegado a calar en el gusto, a pesar de trabajar con volúmenes delgados, proyectados, puntiagudos que giran alrededor de centros excéntricos, en conjuntos unificados). Llega a realizar excelentes trabajos, con buena funcionalidad y buena estética. También podríamos hablar de Daniel Libeskind, quien tiene un lado creativo e irracional de la arquitectura, acercándola al arte, pues considera que además de ser prácticos, los edificios deben ser estimulantes. Y si seguimos con la lista de arquitectos no terminaríamos. Y de lo único que podemos estar seguro es que en la mente de cada uno de nosotros como arquitectos, como artistas, existe un escultor oculto, el cual sale a flote en cada una de nuestras obras….


Publicaciones relacionadas:


Deja un comentario

*