Carreteras modernas


   


Carreteras modernas. En el siglo XX se inicia un programa de construcción de carreteras a consecuencia de la popularidad de la bicicleta en la década de 1880 y la aparición del automóvil una década mas tarde.

El aumento del tráfico de automóviles desplazo los viejos métodos de pavimentación, se empezó a utilizar el alquitrán de hulla, alquitrán, y aceites, en primer lugar como aglomerantes de superficie, y en segundo lugar como soportes de penetración en el pavimento macadam. El pavimento bituminoso consistía en tallas niveladas de piedra quebrada que se recubrían antes de colocarlas— con un material bituminoso, como el asfalto o el alquitrán, y se apisonaban después con rodillos pesados. Siendo el pavimento bituminoso más duradero que el pavimento macadam con soportes aglomerantes. La construcción de carreteras incluían el drenaje del subsuelo durante la I Guerra Mundial, asi también como una cimentación adecuada, una base de hormigón y una capa superficial adicional de hormigón o pavimento bituminoso para soportar el repentino aumento del tráfico pesado.

La primera red de autopistas construidas durante la década de 1920 la llevo a cabo el sistema italiano de autostradas, siendo el sistema de autopistas mas moderno el de Autobahn alemán, construido en los años treinta. Este consistía en tres rutas Norte-Sur, tres rutas Este-Oeste y calzadas de dos carriles, la red Autobahn fue diseñada para grandes volúmenes de tráfico (sobre todo militares) y velocidades que sobrepasaran los 165 kilómetros por hora. Todos los países europeos tenía una red de carreteras principales para 1950, siendo la de Alemania la más avanzada. La inclinación de la tierra sobre la que se construye la carretera, la capacidad del pavimento para soportar la carga esperada, la predicción de la intensidad de uso de la carretera, la naturaleza del suelo que la sostiene y la composición y espesor de la estructura de pavimentación son variables importantes a tener en cuenta en la ingeniería de caminos moderna.

El pavimento puede ser rígido (permitiendo poca latitud de flexión) o flexible utilizando una mezcla de agregado grueso o fino (piedra machacada, grava y arena) con material bituminoso obtenido del asfalto o petróleo, y de los productos de la hulla. Los pavimentos rígidos se construyen con una mezcla de cemento Portland y agregado grueso y fino, su espesor varia de 15 a 45 cm, dependiendo del volumen de tráfico que deba soportar, y a veces se utiliza un refuerzo de acero para evitar la formación de grietas. Como refuerzo bajo el pavimento se emplea arena o grava fina como base. En lugar de seguir las viejas rutas establecidas, el lugar optimo para la construcción de carreteras son líneas casi rectas a través de campos abiertos. Las áreas congestionadas se evitan o se cruzan utilizando avenidas especiales, túneles o pasos elevados. La seguridad se ha incrementado separando el tráfico y controlando los accesos. En las autopistas y autovías se separan los vehículos que viajan en sentidos opuestos con una mediana. Las principales características de las autopistas y autovías modernas son señales luminosas adecuadas para la conducción nocturna, amplios arcenes, carriles con distintas velocidades, carriles de subida, carriles reversibles, zonas de frenado de emergencia, carriles para autobuses, señales reflectoras, marcas en el pavimento y señales de control de tráfico, entre otras. http://www.arqhys.com


Publicaciones relacionadas:


Deja un comentario