Tipos de construcción



El término construcción procede del latín constructio, que alude a la acción y efecto de construir.

Es el proceso relacionado con el armado de cualquier cosa, abarcando desde lo más básico como es erigir una casa o edificio a lo más complejo como es la realización de un puente o de un rascacielos.

La palabra construcción refiere al arte o la técnica de realizar edificios e infraestructuras siguiendo un proyecto y planificación previa.

Tipos de construcción de acuerdo al tipo de estructura:


Construcción de clase A

Se trata de las construcciones realizadas con estructuras soportantes de acero. En estas se utiliza perfiles de acero para realizar los entrepisos, o se emplean losas de hormigón armado.

Construcción de clase B

Estas construcciones emplean estructuras soportantes en base a hormigón armado, o suelen hacer una mezcla entre el hormigón armado y el acero. Para los entrepisos también se suele emplear losas de hormigón armado.


Construcción de clase C

La estructura en este tipo de construcción es realizada en base a muros soportantes de albañilería de ladrillo, el cual es confinado entre cadenas de hormigón y pilares. Para los entrepisos se emplean losas de entramados de madera y losas de hormigón armado.

Construcción de clase D

En estas construcción se emplean muros soportantes de piedra o de albañilería de bloques, los cuales llegan a ser confinados entre cadenas de hormigón armado y pilares. Suelen utilizar entramados de madera y losas de hormigón armado para realizar los entrepisos.

Construcción de clase E

Se refiere a la construcción donde se emplean estructuras soportantes de paneles de madera, de yeso cartón, de fibro-cemento u otro material similar, como es el caso de las tabiquerías de madera. Se suele utilizar madera para los entrepisos.

Construcción de clase F

Son las construcciones donde se trabajada con tierra, adobe, cemento y demás materiales liviano, como los aglomerados de cemento. En esta clase de construcción se suelen utilizar entrepisos de madera.

Construcción clase G

Refiere a las construcciones hechas con materiales prefabricados donde se emplea una estructura hecha de metal. Se suele emplear yeso-cartón, paneles de madera, prefabricados de hormigón, y demás materiales similares.

Construcción clase H

Son construcciones prefabricadas en base a madera, donde también se puede utilizar yeso-cartón, paneles de madera, fibro-cemento, y demás materiales parecidos.

Construcciones clase I

En estas construcciones se suelen utilizar paneles o placas de polietireno. También se emplea paneles de poliestilereno, fibro-cemento o paneles de hormigón liviano entre malla de acero, donde se logra obtener un mortero proyectado.

Tipos de construcción de acuerdo al tipo de material:


Construcción tradicional

Se trata del tipo de construcción más empleado y más antiguo, con el cual se logra obtener estructuras muy resistentes, sólidas, prácticas y de gran durabilidad. Las construcciones se realizan con el uso de muros portantes los cuales son elaborados con materiales variados, como es el hormigón armado, los bloques y los ladrillos.

Esta hace uso de mampostería elevada que se realiza con variados materiales como es de ladrillos portantes.

Es una construcción del tipo húmedo, ya que se debe dejar un tiempo para el cuaje y asentamiento de los materiales.

Construcción verde

Se trata de las construcciones que hacen uso de tabiques portantes carentes de columnas y vigas, con lo cual se obtiene estructuras muy resistentes y sólidas en un tiempo muy corto y con un gasto de material mínimo.

Construcción por paneles y entramados

Se trata de sistemas muy livianos usados para el levantamiento de obras que llegan a presentar una buena distribución del peso en toda la estructura, la cual se muestra carente de muros portantes.

En total son dos técnicas o sistemas: el stell frame, donde se emplea perfiles o marcos de acero que aguantan la madera, los paneles de yeso o la piedra desde el interior de la obra; y wool frame que hace uso de perfiles de entramados en base a madera.

Construcción racionalizada

Es la misma construcción tradicional pero esta vez emplea elementos y procedimientos racionalizados, como es el caso de mampostería e instalaciones livianas y paneles livianos.

Con este tipo de construcción se obtienen obras en un menor tiempo de ejecución y logran ser muy livianas. Esta hace uso de bloques y piezas pre-moldeadas y de sistemas constructivos secos y húmedos.

Tipos de construcción de acuerdo a sus fines


Construcción residencial

Se trata de las construcciones enfocadas al levantamiento de casas o edificios que serán empleados como vivienda, los cuales se realizan con materiales sustentables que ayuden a disminuir el gasto energético y a ampliar el confort en el hogar.

Construcción de obras públicas

Son las construcciones que son promovidas por el estado, sean estas de tipo infraestructura o de edificación, donde tienen como fin beneficiar en su totalidad a la comunidad.

Construcciones industriales

Se trata de las construcciones que tienen como fin levantar una obra que será empleada para fabricar, procesar y desarrollar ciertos materiales y productos que serán dirigidos a la comunidad. Estos son erigidos a variadas escalas en función del uso a dar.

Construcción comercial

Dentro de estas construcciones se destaca los levantamientos de restaurantes, de tiendas y de oficinas que trabajan de forma independientemente o en conjunto con centros comerciales.

Construcción institucional

Dentro de este tipo de construcción se destacan las comisarías, los hospitales, las estaciones de bombero, los estadios, los poderes del estado, las infraestructuras, los parques, etc.

Para citar este articulo en formato APA: Revista ARQHYS. 2017, 03. Tipos de construcción. Equipo de colaboradores y profesionales de la revista ARQHYS.com. Obtenido , de http://www.arqhys.com/tipos_de_construccion.html.