Prospectos edificatorios



Restauración de edificios.

PROSPECTO EDIFICATORIODescripción del Edificio: Edificio de corte Neoclásico, con decoraciones eclécticas, balcón con balaustradas de hierro fundido, remates de cornisa, fachada plana con arcos de medio punto, sin ventanas, techo de estructura de madera y cubierta de teja de barro cocido sobre puesto en caña de Castilla, con remates de canales de zinc y concreto cuidadosamente ocultos por balaustradas y cornisas, con cielo falso de madera finamente trabajado en su balcón, entrepiso y escaleras de madera.

Sistemas Constructivos: Fundaciones de roca ígnea diorítica, densas, muy durables y resistentes a la meteorización, aglomeradas con morteros bastardos a base de cal hidratada y talpuja como material cementante, con un dimensionamiento de 1.00 metro de espesor por 1.00 metro de profundidad, corrido a todo lo largo de las paredes del edificio, su función es la de transmitir las cargas de las paredes al suelo de cimentación. Paredes del primer y segundo nivel de bloques de adobe, teniendo las primeras un espesor de 90 centímetros y las segundas un espesor de 60 centímetros. Los boquetes de puertas están conformados por marcos de mampostería de ladrillo de barro cocido que terminan en dinteles de arcos rebajados.

Por encima de los dinteles están colocados vigas chatas de madera que tienen casi el ancho de las paredes de ambos niveles, las que permiten la continuidad de las paredes de adobe hacia la porte superior. A nivel de entrepiso existe un sistema estructural de madera cedro real, de secciones transversales de 20cm x 20cm separadas a cada 70 cm de centro a centro, que actúa de rigidizador del primer nivel de las paredes y que a la vez permite el uso para colocar el piso de madera de tablillas tipo machimbre de 4 centímetros de espesor. Las paredes del segundo nivel son terminadas por un sistema de vigas soleras de madera de 17.5cm x 17.5cm de sección transversal, colocadas perimetralmente como coronación, que a la vez se conectan a vigas aéreas de la misma sección transversal y de forma perpendicular que sirven de tensores, para evitar las deflexiones y el desplazamiento lateral que inducen las cargas del techo por medio de los largueros o encuartonado de madera de 7.5cm x 10cm de sección transversal, que están separados a 70 cm entre sus ejes. Estos largueros soportan la caña de Castilla y la teja de barro cocido de la cubierta del techo.

A pesar que las construcciones con adobe a nivel de componentes, presentan mayores problemas estructurales y de estabilidad a consecuencia de la fragilidad en las uniones de los bloques y la poca resistencia a los esfuerzos de flexión en el plano de los muros. En cambio una edificación de Taquezal, puede ser mucho más estable siempre y cuando los encuentros entre muros sean solucionados adecuadamente (zonas más vulnerables a un sismo). En el centro histórico de la ciudad, enmarcado dentro de doce núcleos, pueden observarse edificios de corte neoclásico y colonial y se puede afirmar con certeza que solamente existen tres inmuebles de dos niveles en que las paredes de la primera y segunda y planta están construidas de paredes de Adobes, estos son: – Edificio donde se encuentra actualmente el Hotel de La Gran Francia – Casa Lugo en estudio. – Casa de dos plantas costado sur de la Iglesia La Merced.

El resto de los inmuebles de dos plantas del centro histórico corresponden a una combinación mixta de paredes de adobe en la primera planta y de taquezal en la segunda planta y edificios que sus dos plantas son de técnica de Taquezal. La fachada principal del edificio de corte neoclásico, presenta en su primer nivel columnas cilíndricas de 46 centímetros de diámetro, en las cuales se prevé que el centro de las mismas sea de cajas de hierro fundido, esto se presume debido a que las balaustradas del entrepiso del balcón, están constituidas de hierro colado (Balaustres, soporte de pasamanos y floreros) y que están unidos al refuerzo vertical de las columnas cilíndricas, las que son forradas con ladrillo de barro cocido.


Estas columnas sirven de apoyo a los arcos de medio punto construidos de ladrillo de barro cocido, que soportan el entrepiso de madera del balcón y las cargas transmitidas por la cubierta de techos, balaustres y cornisas a través de columnas rectangulares de ladrillo de barro cocido y de los arcos de medio punto de la segunda planta. ESTADO. El estado actual de los materiales que forman parte del edificio se detallan a continuación: Fundaciones: Puede observarse que no hay asentamientos de fundaciones en ninguna parte del edificio, por lo que se puede asegurar que el cimiento corrido de piedra, se encuentra en buen estado estructural, por lo que no amerita intervención alguna. Paredes de Adobe: Primera Planta: Paredes de adobe de 90 centímetros de espesor, en buen estado estructural muy a pesar que la ciudad ha sido sacudida por ondas sísmicas desde su fundación y las paredes de este nivel no presentan fallas en sus uniones.

El arco de la puerta esquinera, en la clave del mismo puede notarse una fractura, este marco de puerta esta construido de ladrillo de barro cocido junto con el arco de la puerta, el intradós se encuentra fallado por cortante que atraviesa hasta el estradós. Se recomienda descubrirlo totalmente y aplicar una inyección de epóxico, para lograr una buena soldadura. Se ha podido notar que estos marcos de ladrillo de barro no tienen una relación de espesor de su cuerpo, con respecto al grueso de las paredes de adobe, por lo que la unión entre ambos elementos, presentan una separación que ha permitido la caída de los repellos, dejando al descubierto la fragilidad de estos marcos o mochetas de ladrillo de barro cocido. Todos los dinteles de las puertas son vigas chatas de madera que sirven para darle continuidad a las paredes de adobe, estas vigas se encuentran en buen estado estructural, no se han movido de su posición original.

Segunda Planta: Estas paredes están construidas de bloques de Adobe de 60 centímetros de espesor, las cuales se encuentran en buen estado estructural, a excepción de la pared oeste, la que presenta desprendimiento y socavamiento en la parte superior, producto de la infiltración de las aguas de lluvia, que se filtran a través de la fractura de un canal pluvial construido por encima de esta pared y que esta oculto por balaustradas de coronamiento superior, hecho de mezcla blanca. Se recomienda eliminar tres hiladas de bloques de adobe y sustituirlos de la misma manera, esta operación podrá ser ejecutada siempre y cuando se construya un sistema estructural de apoyo, tanto en la parte interna como externa. El resto de las paredes no presentan peligro alguno, ya que las fracturas que se observan en algunos sectores, corresponden al repello de las mismas. La afectación que tienen las paredes superiores, prácticamente son por la infiltración de las aguas de lluvias, goteras por fracturas de teja de barro.

Soleras sobre paredes superiores: Existen tramos de soleras de madera de 7”x7” que están colocadas sobre la terminación de las paredes de adobe como coronamiento, las cuales han perdido su resistencia por ser atacadas por colonias de hongos producidos por la humedad, Estos sectores se indican en los planos adjuntos a este documento. Las soleras del balcón de la parte sur o sea por la parte interna del inmueble, las que tienen el objetivo de servir como apoyo del entramado de vigas de madera que forman el entrepiso, y las otras soleras que están de forma aérea descansando sobre las zapatas y columnas labradas de maderas, se encuentran en mal estado estructural. Estas soleras se encargan de soportar los largueros que conforman la estructura de madera de la cubierta de techos. Todos estos elementos hay que intervenirlos, restituir las partes dañadas por piezas de la misma sección transversal y de igual o mayor resistencia, lo mismo se tendrá que aplicar a las columnas de madera del balcón sur.

Entrepiso de madera: Formado por un encuartonado de madera de dimensiones de 8”x8” separados a 70 centímetros de centro a centro y de 5”x6”separados a 70 centímetros de centro a centro en el corredor de la fachada norte, este sistema actúa como un diafragma rigidizador de las paredes de adobe de la primera planta, ya que este elemento estructural está ubicado sobre la coronación de las paredes de la primera planta y que funciona con el forro de tablillas de 1 ½”x 4” como piso de madera de la segunda planta. Este entrepiso sirve para darle continuidad a las paredes de adobe de la segunda planta, las cuales como ya se dijo anteriormente, se resisten a los ladeos por las vigas o soleras de coronación en combinación con los tirantes de madera. Este sistema constructivo presenta buenas características estructurales, a excepción de los voladizos que sobresalen del entrepiso en el sector sur del corredor de la segunda planta, los cuales sus puntas están muy deterioradas por termitas y colonias de hongos, por lo tanto hay que eliminarlas por piezas de mayor o igual resistencia.

Columnas de madera. Todas las columnas de madera existentes de la primera y segunda planta y localizadas en el balcón sur, están debilitadas al pie de las mismas, producto del intemperismo, que ha producido colonias de hongos y termitas que se han encargado de restarles capacidad de carga, debilitándolas , lo que produce una inseguridad a las cargas que soporta, por lo tanto se aconseja un reemplazo total de estas piezas de madera por unas nuevas de igual o mayor resistencia. Escalera de madera. Esta estructura se encuentra en buen estado estructural, presenta condiciones de flojera, es decir, que como nunca se le ha dado mantenimiento, todas sus huellas y contrahuellas necesitan un desarme y luego una nueva reinstalación fijada con golosos galvanizados para madera de características nuevos y el cambio de ciertas piezas de madera que han sido contagiadas por hongos.

Estructura de techos. Toda la estructura del techo, está constituida por cuartones de madera cedro real de 5” x4”, la cual en un 95% se encuentra en buen estado estructural, no así, la caña de Castilla, la cual se encuentra completamente deshidrata, con la pérdida de la resistencia de sus fibras resistentes a la flexión. La cubierta comprende teja de barro cocido, la cual es recuperable a la hora del desmontaje de esa cubierta, sabiéndola desentejar y evitando que se fracturen en las operaciones de bajada y subida de la misma. Puertas. Puertas de dos hojas rectangulares de madera sólida estilo coloniales, con herrajes de hierro forjado y vitrales, que se encuentran en buen estado, con la observación de que existen muchos vitrales quebrados y con pintura de esmalte. Los marcos de puertas, también de madera cedro real, se encuentran en buenas condiciones. El arreglo de estas puertas será descolgarlas, lijarlas y restablecer su color natural con productos químicos de última tecnología.

Piso de la primera planta. Puede observarse que el piso original del inmueble, ha sufrido alteraciones, desapareciendo parte del piso original, del cual aún se conserva parte en el sector del salón principal. Este piso es de ladrillo artificial de arena y cemento con elementos de color gris y negro de forma octogonal. Los restantes ambientes bien se podría cambiar los pisos más modernos y sustituirlos con una gama nueva de la mismas características del piso original. Columnas y arcos de fachada principal. Todo este sistema estructural presenta buenas condiciones estructurales de todos sus elementos, con lo que está construida la fachada principal. Algunos arcos de ladrillo cuarterón de medio punto, se encuentran fracturados en los arcos del lado norte y el oeste lo que corresponde a la clave de los arcos, fracturas que cruzan del intradós hasta el extradós, sin embargo esto no presenta una falla peligrosa, ya que estas estructuras trabajan a compresión, por lo tanto estos tipos de fracturas pueden ser reparadas con inyecciones epóxicas, para restablecer nuevamente su condición estructural.

Los arcos de la segunda planta que también son de ladrillo cuarterón de medio punto, presentan las mismas características de los arcos de la planta baja. Se puede afirmar que los giros del inmueble producto de las solicitaciones dinámicas a que se ha expuesto por muchos períodos de tiempo, han sido los causantes de este tipo de falla, en la que se incluye el paso de vehículos automotores de carga, que circulan constantemente a la orilla de este edificio, producen vibraciones que también afectan la masa del edificio. Molduras. La fachada principal decorada con molduras en los vanos con decoraciones eclécticas. Balaustradas y remates de cornisas, presentan un estado de conservación que se podría catalogar en buen estado, claro está que existen desprendimiento de aristas que pueden ser reconstruidas de igual forma, manteniendo las molduras originales, y se pueden hacer con cementos modernos. ( Colaborado por el ingeniero civil Luis Fco. Roblero Gómez )

Para citar este articulo en formato APA: Revista ARQHYS. 2012, 12. Prospectos edificatorios. Equipo de colaboradores y profesionales de la revista ARQHYS.com. Obtenido , de https://www.arqhys.com/construccion/edificatorios-prospectos.html.





Canales.


Nosotros | Política de Privacidad | Contácto