Humedad del suelo



Humedad del suelo

La presencia de humedad del suelo es fundamental para controlar la compactación.

La mejor manera de efectuar la compactación de los suelos, sea por medios naturales o artificiales, es bajo condiciones de humedad bastante definidas, ya que la redistribución de las partículas del suelo para que ocupen un menor volumen no es posible cuando se carece de suficiente humedad para cubrir cada gránulo.

La película de agua hace las veces de lubricante, lo que facilita los movimientos relativos de las partículas, y su tensión capilar las sostiene en su sitio.

Desde luego, si los granos son de menor diámetro se necesita más agua a fin de lograr mejor estabilización que en el caso de partículas más gruesos.

Es sencillo pensar que la humedad del suelo va a ser simplemente el agua que contenga el suelo, sin más.


Tal afirmación es cierta, pero algo sesgada desde la visión agronómica. Hemos de definir en qué momento se mide la humedad del suelo.

En un suelo muy arenoso, justo después de una lluvia, la humedad será alta, pero ¿cuánto dura eso? El agua se drenará igual de rápido que ha caído y dejará de ser disponible para las plantas en cuestión de horas o incluso minutos.

Lo interesante es ver qué capacidad tiene es suelo para retener ese agua y que sea disponible para las plantas y además, que éstas últimas toleren el agua retenida. Esto lleva  a pensar, cómo se queda el agua atrapada en el suelo, qué fenómenos tienen lugar.

Colaborado por: Arq. Teodoro Escalante BourneAUTOR: Arq. Teodoro Escalante Bourne UNIVERSIDAD DE GUAYAQUIL FACULTAD DE FILOSOFÍA, LETRAS Y CIENCIAS DE LA EDUCACIÓN.

Para citar este articulo en formato APA: Revista ARQHYS. 2012, 12. Humedad del suelo. Equipo de colaboradores y profesionales de la revista ARQHYS.com. Obtenido , de https://www.arqhys.com/construccion/humedad-suelo.html.





Canales.


Nosotros | Política de Privacidad | Contácto