Raspado y peinado de paredes



Raspado y peinado de paredes. Se trata de una técnica que imita las vetas de la madera en las paredes.

 Este acabado ha venido utilizándose durante muchos años, donde cientos de propietarios de hogares le brindan un estilo diferente a sus paredes para que juegue con la ornamentación de todo el lugar. También se ha utilizado para crear efectos de entramado, de arpillo y de ondulaciones. Esta técnica es muy fácil de aplicar, lo único que tiende a dificultar el trabajo son las líneas que siempre se deben mantener rectas. El tiempo para terminar este trabajo depende directamente del tamaño que tenga el área en donde se proporcionará el trabajo; también depende del patrón que se debe seguir para su terminación y de los materiales que disponga. En este último punto es importante tener a disposición todas las herramientas y los materiales que se utilizarán durante todo el proceso como son:
• Guantes de látex. • Cartón. • Lentes de protección. • Cinta adhesiva. • Herramientas de raspado y peinado. • Trapos de algodón. • Barniz abrillantador vinílico. • Pintura base. • Charola para pintura. • Rodillos para pintura.
Los utensilios más recomendados par atrabajar con esta técnica son los peines y las brochas. Sin embargo el más utilizado es la brocha, la cual crea unas líneas muy similares a las vetas de la madera. Para realizar el raspado con este utensilio se debe agarrar la brocha como si fuera un lápiz, para esto se utiliza los lados de las cerdas en vez de las puntas. Para crear la imitación se debe realizar líneas bien rectas y uniformes, las cuales deben comenzar desde el cielo raso y llegar hasta el suelo. Para hacer el trabajo en un tiempo menor se puede utilizar una brocha para alisar papel tapiz, el cual se usa de la misma forma que se utiliza la brocha de cerdas duras. Tomando en cuenta el uso de los peines como imitación; este crea el trazo de las líneas de forma regular y mucho más anchas. Para garantizar el perfecto acabado, la superficie a trabajar debe ser lisa y con pocas imperfecciones, y debe estar húmeda.

También se debe practicar en una cartulina o cartón antes de aplicar la técnica en la pared, de este modo el usuario podrá dominar la técnica y así podrá realizar un trabajo perfecto sin imperfecciones. Antes de realizar el peinado o raspado debe preparar el área en donde realizará el trabajo. Para ello debe sacar todo el mobiliario de la habitación, y con un papel cubridor o trapo cubra todos los elementos de la habitación y el piso para que estos no se ensucien de pintura. La pared en donde se trabajará debe estar totalmente limpia, por ello se debe lavar con agua enjabonada y enjuagar con mucho agua. También se deben reparar todas las imperfecciones ya sea de un agujero o de una grieta, y por último debe aplicar una capa de pintura base y dejar secar completamente.

Al momento de realizar el peinado o raspado de la pared es recomendable que busque manos extra como ayuda, de este modo una persona se ocupará del barniz abrillantador y la otra del raspado o el peinado. Lo primero que debe hacer es pintar la superficie y dejar secar, luego debe aplicar el barniz abrillantador, y con una brocha fije sus cerdas hacia la pared y pinte de arriba abajo sin tocar el borde húmedo. Cuando se obtenga la apariencia rayada deberá de aplicar nuevamente barniz abrillantador y peine o raspe los bordes para ocultar la juntura.

Para citar este articulo en formato APA: Revista ARQHYS. 2012, 12. Raspado y peinado de paredes. Equipo de colaboradores y profesionales de la revista ARQHYS.com. Obtenido , de https://www.arqhys.com/construccion/raspado-peinado-paredes.html.





Canales.


Nosotros | Política de Privacidad | Contácto